CRISTO HOY
CRISTO HOY

   Sitios Recomendados
        El Vaticano
        Aica
        Rome Reports
        Noticias Vaticanas
  
Parolin-cristianos perseguidos: nuestra resp˙esta no es la violencia
25 - 04 - 2015 - VATICANO - Organismos

El secretario de Estado Pietro Parolin en la Facultad Teológica del Triveneto habla con los periodistas de inmigración, acogida a los prófugos, del viaje a Cuba, de las relaciones con China, de las amenazas de atentados en el Vaticano

El Papa ha hablado de la tragedia de los armenios “en términos de reconciliación”, no “para suscitar animosidad”. El viaje a Cuba servirá para animar el diálogo apenas iniciado entre La Habana y Washington, mientras sobre los las relaciones con China existe gran disponibilidad al diálogo de parte de la Santa Sede, pero no hay novedades. Las amenazas terroristas al Vaticano: existen, pero el Papa “está tranquilo” y vive “con gran serenidad”. Y frente a los cristianos perseguidos, la respuesta no puede ser violenta porque “la fuerza del evangelio ha siempre sido la de no responder con la violencia”. El cardenal Pietro Parolin, secretario de Estado del Vaticano, al margen de una conferencia con la cual ha celebrado en Padua los 10 años de la Facultad Teológica del Triveneto, dialogó con los periodistas.

El genocidio armenio y Turquía

“Lo que debíamos hacer lo hicimos, el Papa habló en manera muy clara y al mismo tiempo muy discreta sobre este tema. Ha hablado siempre como había explicado ya a bordo del avión en el vuelo de regreso del viaje en Turquía, es decir en términos de reconciliación. Si recordamos estos acontecimientos no es para suscitar más animosidad sino para invitar a todas las partes, a través de los medios considerados más oportunos, a acercarse, a dar una interpretación común de la historia, a encontrar motivos de entendimiento. Es positiva la disponibilidad a estudiar la historia”.

El viaje del Papa a Cuba

“La decisión del Papa de viajar a Cuba en el ámbito del viaje ya programado en los Estados Unidos es en relación con lo ocurrido en estos últimos meses, el acercamiento entre dos países después de tanto tiempo de conflicto y frialdad. En las semanas pasadas, en el encuentro de Panamá, he notado yo también un clima nuevo representado también por el modo con el cual los dos presidentes se encontraron y se hablaron. Evidentemente se trata de un proceso apenas iniciado, que tiene sus fragilidades porque después de tanto tiempo de incomunicación e incomprensión, no es fácil crear un clima de confianza y comprensión recíproca, que es la base para los pasos adelante diplomáticos. La visita del Papa Francisco irá en el sentido de animar este proceso, de no tener miedo por lo que pudiera implicar. Cada encuentro implica un cierto cambio, se necesita seguir adelante confiados. Yo lo interpreto así, además del reconocimiento del rol que la Santa Sede ha tenido, un rol de apoyo y de facilitación que ha tenido resultados importantes”.

Las relaciones entre la Santa Sede y China

“Sobre China lamento decir que no existen grandes novedades. Me gustaría que hubiesen, quisiera poderlas anunciar, pero por desgracia no hay. Ha habido de parte del Papa renovadas expresiones de aprecio y de estima hacia el pueblo chino, el ofrecimiento de diálogo y de disponibilidad a viajar a China y reunirse con el presidente, en el contexto más adecuado y fructífero. Nosotros esperamos que estas manifestaciones puedan crear el clima adecuado para recuperar un diálogo sustancial que pueda llevar a la solución de las dificultades que existen actualmente entre China y la Santa Sede”.

Inmigrantes y el rol de la comunidad internacional

“Creo que deba continuar el involucramiento de Europa sobre este tema y debe incluir a todos los países del mundo. Problemas nuevos exigen la colaboración de todos. En Europa estamos en el camino justo, es necesario esforzarse y dejarse incluir, hay que continuar en este camino. Ante todo existe una respuesta humanitaria para dar. E Italia en este sentido está haciendo mucho. De todas maneras sigue siendo verdad que se requiere resolver el problema en la raíz, poner a estos países en condición de no obligar a sus ciudadanos a irse, eliminar las causas de la pobreza extrema y la violencia, la guerra, los conflictos, debemos ocuparnos más de este punto, dar posibilidad a estas personas de progresar en sus países, y encontraremos el camino para que se eviten estas tragedias. Y finalmente hay un tema de lucha a los traficantes, esto debemos tener presente y sobre esto se debe trabajar en manera precisa”.

El arresto de los terroristas y el miedo de atentados en el Vaticano

“El temor más grande es que puedan ser involucradas personas inocentes si sucediese algo. No sabía aún de los arrestos de hoy. Pero no me parece percibir en el Vaticano una preocupación exagerada. Es cierto, se debe estar atentos. Incluso sin hablar de complots y planes, puede haber uno que piensa a una cosa de esas. Por lo tanto, desde el punto de vista de la seguridad, las estructuras responsables están atentas. Pero no me parece que exista alarma. Estamos expuestos como todos a esta realidad que, por desgracia amenaza, estamos todos expuestos, todos tenemos miedo. El Papa está muy tranquilo, vean como encuentra a las personas, se mueve también con mucha libertad, esto demuestra que afronta estas situaciones con gran lucidez y con gran serenidad”.

La Iglesia y los cristianos perseguidos: no a la respuesta violenta

“No creo que la Iglesia esté mirando desde lejos. Me pregunto que otro tipo de intervención se espere de la Iglesia. El Papa, en todas las ocasiones no deja de denunciar lo que está ocurriendo. Lo hace con tonos muy fuertes y sentidos, después se da toda la actividad en el lugar, por ejemplo a través de nuestros nuncios apostólicos. No olvidemos que están también ellos, existe una presencia de la Iglesia. Se puede hacer siempre más pero se necesita hacerlo en el sentido justo: ¿Cómo podemos responder? ¿Con la fuerza de la violencia? Comprendo que es fácil decirlo desde aquí, pero la fuerza del evangelio ha sido siempre aquella de no responder con la violencia sino en otro modo. A nivel de comunidad internacional se está trabajando para que pueda ser asegurado a los cristianos alejados de sus casas un retorno seguro, se está trabajando a distintos niveles pero con los medios y los métodos que son propios de la Iglesia”.(Andrea Tornielli-Vatican Insider)