CRISTO HOY
CRISTO HOY

   Sitios Recomendados
        El Vaticano
        Aica
        Rome Reports
        Noticias Vaticanas
  
¿ Cuál es la particularidad de la santidad de Juan Pablo II?
25 - 04 - 2014 - VATICANO - Causa de los Santos

 Es la pregunta más recurrente hecha por los periodistas vaticanistas al hombre que ha sido testigo directo del Pontificado de Karol Wojtyla. El doctor Navarro-Valls, ha explicado que la “Santidad no es algo abstracto”. “Sólo Dios es santo” dijo este viernes en Roma durante un encuentro con los periodistas y corresponsales en la Sala de Prensa de la Santa Sede. Reconoce que el Papa polaco conocía el proceso a Maciel, pero aclara que había muerto antes del veredicto de los investigadores..

¿Por qué hoy hablamos de la Santidad de Juan Pablo II?, se preguntaban los periodistas venidos de todo el mundo para la canonización que se realizará el próximo 27 de abril.

“La Iglesia no hará santo a Juan Pablo II. La Iglesia no ha hecho jamás un santo. La Iglesia lo único que hará es ratificar que la vida de esa persona ha sido santa” aseguró.

“Así que si alguien quiere ser santo deberá comenzar lo antes posible. Porque una vez que muera no tendrá nunca más esa oportunidad ¡Que comience ahora!” afirmó en un tono risueño y coloquial.

¿Cuál es la particularidad de la santidad de Juan Pablo II?

“No tengo la arrogancia de resumir la santidad de Juan Pablo II” sin embargo, después de 22 años al servicio del Pontífice una idea se ha hecho.

Los periodistas escucharon las tres palabras que resumen la santidad de Juan Pablo II: “Orar, trabajar y sonreír”. Y luego se miraron entre sí posiblemente sorprendidos por la extrema síntesis ¿Y esto es todo?

La oración para ser santos

¿Cuál es la imagen más elocuente de la santidad de JPII? Una pregunta difícil de responder dado que pueden ser “millones” las imágenes fotográficas y televisivas de JPII; un record en la historia milenaria de la Iglesia.

Sin embargo, Navarro-Valls afirma que la imagen más elocuente que demuestra la santidad de JPII es cualquier foto que lo retrae cuando se aislaba en oración: “En ese momento se puede ver que conversa directamente con Dios”.

“Para él rezar era como respirar” porque añade que era algo natural e intenso.

Navarro-Valls recuerda que el Papa después de las cenas de trabajo, como habitualmente lo hacia, se encerraba a orar en la capilla.

“Luego de 3 minutos exactos continuábamos nuestro trabajo, pero esta vez no salía…5 minutos, 10 minutos…cuando sale de la capilla me dice: disculpe me había olvidado de que estaba aquí” reconstruyó.

Trabajar para ser santos

“Juan Pablo II tenía una capacidad enorme para el trabajo (Uno de los pontificado más largos, casi 27 años). Un trabajo que era intenso e increíble. Era el trabajo de un santo” ratificó.

“Les puedo decir que en mi vida no he visto a nadie que trabajará como él. Juan Pablo II no sabía físicamente como perder un solo minuto, pero jamás tenía afán”.

“Ustedes saben que cuando alguien anda a las carreras se le ve la expresión de ansiedad en el rostro, pero no en el rostro de él” dijo.

“Sus colaboradores tuvieron que aprender a llevar ese estilo de vida y él tenía una capacidad enorme de conectar las cosas más pequeñas a los valores más grandes” confirmó.

La alegría para ser santos

¿Dé donde venia su sentido del humor? “A pesar de sus problemas de salud, de la cantidad de problemas que llegaban a su escritorio…nunca le faltó el buen humor” reafirmó.

Navarro-Valls recuerda al Papa anciano que sufría por sus males físicos. “Me daba mucha tristeza su rostro deformado por las secuelas del Parkinson”.

En una ocasión “un personaje internacional le visita y le dice al Papa: Santo Padre pero lo veo muy bien” con una voz de embarazo de alguien que no sabe que decir, recuerda.

“El Papa le mira con ironía y le dice: usted piensa que no me veo en la televisión y no sé cómo estoy reducido” aseguró ante las sonrisas de los periodistas.

En otra ocasión, en agosto de 2004, alguien le explicaba en un viaje a Valle Aosta (Italia), uno de sus últimos viajes, para convencerle de descansar más tiempo de que el estatuto de los trabajadores en Italia exigía un “descanso de 30 días”.

“El Papa fingió mucha atención y luego que le explicaron con minucia la ley responde: Lastima, lastima…(moviendo la cabeza), porque yo no soy italiano, yo soy del Vaticano” afirmó.

“Esto me ha hecho pensar que no puede existir un santo triste. Y si nos han contado que un Santo tenía mal humor, entonces nos han contado mal la historia o no era un verdadero santo” concluyó Navarro-Valls.(ALETEIA) 

Juan Pablo II fue informado del proceso contra Marcial Maciel

Juan Pablo II fue informado de las pesquisas hechas por la Congregación para la Doctrina de la Fe contra el fundador de los Legionarios de Cristo, Marcial Maciel, iniciadas al final de su pontificado, reveló hoy Joaquín Navarro-Valls.

En un encuentro con periodistas, en la sala de prensa del Vaticano, el ex portavoz papal recordó que la investigación canónica de las denuncias contra Maciel por abusos sexuales a menores comenzó todavía cuando Karol Wojtyla estaba vivo.

Pero aclaró que a su fallecimiento, en abril de 2005, el proceso no había sido terminado, al menos en cuanto a la determinación final de la Doctrina de la Fe.

"El primer paso fue mandar a (Charles) Scicluna, (promotor de justicia de la Doctrina de la Fe), a hablar con todas las personas. Esto ocurrió durante el pontificado de Juan Pablo II y el Papa fue informado de este proceso", indicó.

"Comprobar un caso de estas dimensiones tomó tiempo, aunque estaba referido a una sola persona tenía muchos involucrados. Cuando todo el material recopilado por Scicluna fue traído aquí y se llegaron a las conclusiones, ya el Papa había fallecido", agregó.

Aseguró que al inicio del pontificado de Benedicto XVI, él habló con el Papa y le señaló que, pese a tratarse de un caso triste, debía ser comunicado a la opinión pública.


Sostuvo que el Papa no reflexionó mucho, le hizo un par de preguntas y decidió: "informe mañana". Entonces Navarro-Valls precisó: "Al otro día yo lo hice".

"Juan Pablo II no tuvo en la mano el resultado de esta investigación pero sabía que había comenzado el proceso, para ir a fondo en ese caso", ponderó.

El caso de Marcial Maciel, culpable no sólo de abusos contra menores sino también de otros actos inmorales (como por ejemplo haber procreado varios hijos con diversas mujeres), ha sido una de las principales críticas de los detractores de la canonización de Juan Pablo II.

Navarro-Valls se refirió también a la reacción de Wojtyla ante los primeros casos de abusos sexuales contra menores que comenzaron a llegar al Vaticano a finales de los años 90 del siglo pasado.

Reconoció que el Papa no se dio cuenta inmediatamente de la magnitud del flagelo, porque "nadie lo había comprendido en ese momento".

"Este cáncer comenzó en una zona geográfica concreta, en Estados Unidos, y con casos aislados. Por otra parte esos casos aislados que habían aparecido en ese tiempo, se referían a episodios de mucho tiempo antes, unos 30 años antes. Esto no hacía el problema menos grave, pero era así", precisó.



"Pero poco a poco esto fue creciendo, el Papa se preocupó mucho. Para la pureza de su pensamiento aceptar esa realidad era imposible, era increíble, pero la aceptó", agregó.

El exportavoz señaló que la primera respuesta del pontífice fue tomar inmediatamente decisiones. Entre otras cosas convocó a Roma a todos los cardenales de Estados Unidos, ante la imposibilidad de llamar a la totalidad de los obispos, que era un número muy alto.

En su reunión con los cardenales se abordaron los casos que ya comenzaban a salir a la luz y se establecieron determinaciones concretas, que eran de naturaleza jurídica.

"Una de las decisiones fue la de dar plenos poderes, de acuerdo con la ley eclesiástica o fuera de la vigente ley eclesiástica, a la Congregación para la Doctrina de la Fe, al cardenal Ratzinger. Así se inició un proceso de aclaración y de saber qué hacer", estableció.(RELIGION DIGITAL)


domingo 17 de

noviembre de 2019

PEDI ESCULTURA


APOYA ENTRONIZACION

cristohoy.enargentina.com.ar    © 2013