CRISTO HOY
CRISTO HOY

   Sitios Recomendados
        El Vaticano
        Aica
        Rome Reports
        Noticias Vaticanas
  
El factor Hamas y el viaje de Francisco a Tierra Santa
25 - 04 - 2014 - CULTURA - PolĂ­tica

El  Papa Francisco se reunirá en Belén con las autoridades palestinas y pronunciará un discurso. Pero desde ayer, esta cita se reviste con nuevas interrogantes: ¿cuál será el gobierno palestino que encontrará Bergoglio? Y, en particular, ¿estarán presentes en el encuentro representantes legales del movimiento islamista Hamas?

El cambio oficial que nació ayer en Gaza entre las facciones palestinas que anunciaron un nuevo acuerdo de reconciliación nacional plantea estas nuevas dudas. Este acuerdo debería conducir a Palestina a las elecciones. No es la primera vez que llega un anuncio de este tipo: Fatah y Hamas tienen en su historia una larga serie de acuerdos que se han quedado solo en el papel. Pero esta vez hay un dato que salta a la vista: el plazo para la creación del nuevo gobierno anunciado ayer es de cinco semanas. Que, calendario en mano, se cumplen contemporáneamente a la visita de Papa Francisco a Belén, cuando los reflectores de todo el mundo estarán dirigidos hacia la Tierra Santa. Es difícil imaginar que se trate de una simple coincidencia.

 


El acuerdo anunciado ayer entre Hamas y Fatah es la respuesta política de Abu Mazen al callejón sin salida en el que se encuentran las negociaciones de paz con Israel. Y tiene toda la pinta de pretender marcar incluso su fin. El 29 de abril se cumplen los nueve meses que habían sido indicados por el secretario de Estado de los Estados Unidos, John Kerry, como arco temporal para llegar a la definición de un plan de paz acordado entre ambas partes. Hoy no solo no hay pista de este plan, sino que la misma mesa de negociación parece estar a punto de interrumpirse. No es casual tampoco que ayer por la tarde el primer ministro israelí Netanyahu haya respondido con un comunicado durísimo: “Al elegir a Hamas -se lee- Abu Mazen ha demostrado que no quiere la paz”. Acusación que no acepta el presidente palestino, para quien la unidad nacional es una condición para la paz. Hay que añadir que incluso Fatah (el partido de Abu Mazen) ha declarado que sin “líneas guía claras “ no habrá negociaciones con Israel.

 

Todas estas nuevas cuestiones preocupan a la Santa Sede. Apenas el domingo pasado, en el mensaje Urbi et Orbi de Pascua, Papa Francisco dirigió una oración particular al Resucitado para que “apoye las esperanzas de las negociaciones entre israelíes y palestinos”. Desde Jerusalén, en ocasión de la Pascua, los líderes de las Iglesias cristianas pidieron abiertamente a ambas partes “no dejar pasar esta oportunidad histórica para la paz”. Ahora parecen irse delineando momentos muy delicados para el futuro de las negociaciones, justamente mientras se prepara el viaje de Francisco a Jerusalén. Con el peligro concreto de que los discursos oficiales y la peregrinación se conviertan en la ocasión ideal para una nueva batalla diplomática entre israelíes y palestinos.(VATICAN INSIDER)